Saltar al contenido

La mejor butifarra catalana

La mejor butifarra catalana

Salchicha Fuet

La butifarra catalana es un embutido grueso creado al mejor estilo catalán y elaborado con carne de cerdo, especias y pimienta. En muchos lugares de Cataluña se elabora la butifarra catalana como uno de sus productos tradicionales, donde encontramos desde butifarras negras, blancas, de hígado, de lengua, con cebolla y piñones, entre otras.

A lo largo de la costa mediterránea encontramos diferentes formas de elaborar una excelente butifarra catalana ideal para hacer a la brasa, con huevos y con diferentes guisos y arroces. La butifarra catalana es un embutido especial que se presenta en paquetes de 4 unidades con un sabor y una textura únicos.

La Butifarra Catalana Blanca es una de las carnes más consumidas en los hogares por su suavidad, su facilidad para adaptarse a todos los gustos y paladares, así como por la nobleza de su elaboración. La butifarra catalana se elabora con carne picada de cerdo de las más nobles, lo que la convierte en un alimento muy popular entre todas las edades.

Existen principalmente dos tipos de butifarra catalana: la cruda o fresca que necesita cocción y se sirve entera, y la blanca que ya está cocida y se suele servir en rodajas. La butifarra catalana blanca es una de las que ya están previamente cocidas, se presenta en paquetes de 4 unidades y no necesita preparación antes de servirse. Muchos usuarios ni siquiera necesitan calentarla, y se suele degustar en rodajas, aunque puede incluirse con buena reputación en platos principales, guisos y tortillas.

¿Qué es la butifarra catalana?

La butifarra catalana es un embutido grueso creado al mejor estilo catalán y elaborado con carne de cerdo, especias y pimienta. Muchos lugares de Cataluña producen la butifarra catalana como uno de sus productos tradicionales, que tienen una gama de embutidos de negro, blanco, hígado, lengua, con cebolla y piñones, entre otros.

¿Cómo se llama un tipo de embutido tradicional de Cataluña?

El fuet es un embutido catalán, es decir, de la región catalana de España, un maravilloso y versátil embutido fino, curado en seco, de carne de cerdo en tripa de cerdo.

¿Cuál es la salchicha más deliciosa?

Bratwurst – Alemania

Uno de los tipos de salchichas más populares, la Bratwurst puede elaborarse con diversas carnes, desde cerdo, ternera o buey. Suele llevar condimentos y especias, lo que la hace más deliciosa y aromática de comer. Ya sea a la plancha, al vapor, a la parrilla o cocida, esta salchicha alemana es una ganadora para muchos.

Botifarra

La butifarra es un producto de origen catalán, se trata de un embutido de cerdo que se condimenta con especias del que existen principalmente dos tipos, la butifarra fresca y el embutido seco. El origen de la butifarra catalana se remonta al siglo XIV y su nombre deriva de la raíz latina de Botillo Berciano o butiello gallego.

A diferencia de otros embutidos, no contiene grasa, sólo carne magra de la punta del lomo y, a veces, otros cortes de carne magra de cerdo. Como mucho, se añade un poco de tocino picado como condimento, pero nunca alcanza grandes proporciones (por ejemplo, la mitad) como en otros embutidos de otros países. A veces, la carne picada se cuece ligeramente en el horno o se condimenta, por ejemplo, con champiñones picados antes de rellenarla.

La mezcla de salchichas se amasa manualmente y luego se embute en tripas gruesas de cerdo de 32-36 mm. A continuación, se marca la tripa en cada tramo con hilo de algodón grueso y se separan en distintas salchichas, sin cortar, enrollando cada una con la tripa.

El embutido se sirve con mongetes (judías blancas) es la forma tradicional más popular de consumir este producto, típicamente también en un bocadillo con queso manchego o a la plancha con mostaza o alioli. Pero más allá de estas preparaciones, la cultura culinaria catalana siempre ha reivindicado el protagonismo de la butifarra en un recetario diverso y abundante.

Butifarra y judías a la catalana

Hoy en día es una de las señas de identidad más destacadas de la Plana de Vic, donde se venera una tradición que se remonta, como mínimo, al siglo XIV. Con razón obtuvo la Indicación Geográfica Protegida, y sólo puede venderse con una etiqueta que lo confirme. Su producción está muy controlada, hasta el punto de que en Vic sólo hay ocho productores.

La decisión de concederle una indicación geográfica específica respondió principalmente al clima único de la Llanura. Rodeada de montañas, hay nieblas frecuentes y las temperaturas son bajas, factores que afectan al proceso de maduración de la longaniza confiriéndole un sabor exclusivo e inusual.

Una vez embutida, la carne se deja secar un mínimo de 45 días. Durante este periodo, produce una flora típica, de color blanquecino, que le confiere su aroma y sabor característicos. La mejor variedad es la que se ha embutido en tripa natural.

Receta de butifarra catalana

El secado de la carne al aire ya se utilizaba en el año 1500 a.C. Se utilizaba para conservar la carne perecedera. La adición de sal y otras especias favorecía la conservación, por lo que la práctica de curar, secar al aire y ahumar se utilizaba en la antigua Grecia y entre los romanos.

El fuet cortado en lonchas ligeramente más gruesas (aprox. 0,5 cm) es un acompañamiento ideal para tapas y puede consumirse directamente con una cerveza fría o un vaso de vino tinto con otras tapas como queso contundente o aceitunas.

El salchichón duro secado al aire está muy relacionado con el salami. Se seca al aire entre 15 días y cuatro semanas, lo que le confiere su especial consistencia blanda y su sabor único, ligeramente dulce. Durante el periodo de maduración, recibe su ligera capa blanca de moho noble en la capa superior.

La Secallona es una modificación del Fuet. La Secallona no se cuelga de un hilo para que se seque al aire, sino que se dobla en forma de Us y luego se seca. La Secallona tiene una sección transversal plana, mientras que el Fuet es redondo. Durante el proceso de maduración, no recibe una superficie cubierta por el molde noble.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad