Saltar al contenido

¿Cuánto tiempo tienen que hervir los huevos de codorniz?

¿Cuánto tiempo tienen que hervir los huevos de codorniz?

Recetas vikingas

Difunde el amorUn huevo de codorniz puede compararse con un huevo de gallina, salvo que es mucho más pequeño. Debido a este tamaño, los huevos de codorniz son una buena guarnición, incluso elegante, para todo tipo de platos de carne, aves, pescado o verduras. Como se puede imaginar, no se necesita tanto tiempo para cocinar este pequeño huevo como para cocinar un huevo de gallina. Pero saber cómo cocinar los huevos de codorniz es, por supuesto, vital.

Estos pequeños y bonitos huevos moteados se cuecen en 2 minutos y medio, a medio cocer en 3 minutos o duros en 4 minutos. Compara esto con los huevos de gallina, que pueden tardar hasta 15 minutos en cocerse, y verás la evidente diferencia.

¿Cómo los va a servir? Podría elegir algo tradicional como huevos revueltos o una tortilla, pero piense en la cantidad de huevos de codorniz que necesitará. Mejor aún, considera una buena cena de carne o unos tacos o burritos, y luego ten los huevos de codorniz como una hermosa guarnición. Esa sería la mejor manera de servirlos. A no ser que alguien que conozcas tenga una codorniz y, por lo tanto, un exceso de éstos para utilizar, resérvalos para una guarnición elegante, para obtener los mejores resultados y, por supuesto, los más impresionantes.

Huevos de codorniz en escabeche

Peter Eaton, jefe de cocina de The Woodspeen, aconseja cocer los huevos con cáscara durante 2 minutos y 20 segundos (!) en agua ligeramente hirviendo. Escurrirlos y sustituir el agua caliente por agua fría. Enfríelos bajo el grifo y páselos por la cáscara con cuidado.

La mejor manera de romper un huevo de codorniz es con un cuchillo pequeño y afilado. Golpear suavemente la cáscara y luego perforar la membrana que hay debajo. Para poder desechar las yemas rotas, puede romperlas primero en una taza de café. Personalmente (como verá en la foto al final de este post) no creo que importe mucho si la yema está rota.

Por muy experto que seas en el desgranado, sacar la cáscara es una chapuza y un maldito engorro. Sólo merece la pena utilizar los huevos de codorniz en una situación en la que lo importante sea su pequeñez: por ejemplo, en canapés, o como guarnición, o como una especie de ocurrencia gastronómica (como en la nueva ensalada de patatas en la que te burlas del hecho de que son del mismo tamaño que las patatas). He aquí algunas ideas de formas de utilizarlas:

Receta de huevos de codorniz

Foto de Aphiwat Chuangchoem vía Pexels¿Criando codornices en tu casa? ¿O tal vez te has fijado en estos huevos diminutos y manchados en los puestos de tu mercado agrícola o en las estanterías de tu tienda de alimentos saludables local? Sea cual sea el caso, quizá tengas curiosidad por saber qué hacer con los huevos de codorniz.

Hay algunas diferencias nutricionales entre los huevos de codorniz y los de gallina, pero puede que no sean las que usted piensa. Según la Base de Datos Nacional de Nutrientes del USDA, los huevos de codorniz tienen aproximadamente tres veces más hierro por gramo que los de gallina. Los huevos de codorniz tienen proteínas por ración comparables a las de los huevos de gallina, pero también tienen más del doble de colesterol por gramo. Aunque se trata en su mayor parte de colesterol saludable, de lipoproteínas de alta densidad, que protege contra las enfermedades del corazón, los huevos de codorniz también tienen un contenido ligeramente superior de grasas saturadas que los huevos de gallina.

“La yema [del huevo de codorniz] tiene un sabor un poco más fuerte que el del huevo de gallina”, explica Charles Galemmo, profesor adjunto de artes culinarias en el York County Community College. “Hay una ligera diferencia de sabor, pero nada que vaya a repercutir en lo que vas a elegir para servirlo”.

Huevos de codorniz coreanos

¿Ha probado nuestros maravillosos huevos de codorniz frescos? Estos pequeños y sabrosos huevos son una auténtica delicia. Las codornices son las aves de caza más pequeñas de Europa y producen unos huevos muy bonitos y pequeños, del tamaño de una aceituna grande. Tienen una cáscara pálida característica con una variedad de motas marrones. Cocidos con un poco de sal, son un atractivo canapé o un complemento de lujo para su cesta de picnic.

Los huevos de codorniz son muy fáciles de cocinar y, al ser tan pequeños, se cocinan muy rápido.    Con su sabor cremoso y ligero y su tamaño perfecto, estos huevos son un complemento elegante para una ensalada, una sopa o solos como canapé.

En cuanto llegue el momento, retire los huevos de la sartén y enfríelos bajo el grifo de agua fría. El enfriamiento rápido detiene el proceso de cocción.  Pélelos con cuidado y de inmediato.    Golpee la parte inferior y ruédelos, luego sáquelos con facilidad de la cáscara.  Los huevos de codorniz pueden ser difíciles de pelar, por lo que hay que dedicar tiempo a esta tarea que puede ser complicada. Se hace más rápido a medida que se adquiere la destreza.

A menudo, lo más sencillo es lo mejor, y un huevo cocido suave sumergido en un poco de sal marina, pimienta negra o sal de apio es muy difícil de superar. Los huevos de codorniz son un complemento perfecto para los espárragos, el salmón ahumado o una ensalada. Si quiere ser más ambicioso, pruebe a utilizarlos para hacer unos mini huevos escoceses.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad